VALIOSA AYUDA

2022-11-21T08:00:00.0000000Z

2022-11-21T08:00:00.0000000Z

Organizacion Editorial Mexicana

https://oem.pressreader.com/article/281801402961839

Futbol

Doha.- ¡México! ¡México! ¡México! El grito retumba en el anfiteatro del Katara Cultural Village, una obra arquitectónica que navega en equilibrio entre los conceptos de teatro clásico islámico y griego. El centro cultural se convirtió en una sucursal del FIFA Fest por arte y obra de la afición mexicana, que igualmente transformó un acto primeramente diplomático en una pachanga mundialista. Hasta esta lujosa zona de Doha llegó el canciller mexicano Marcelo Ebrard para inaugurar el Centro México Qatar, que dará información y asistencia consular a los connacionales que asistan a la Copa del Mundo que comienza este domingo. Desde el inicio se hizo a un lado la solemnidad. El funcionario mexicano llegó acompañado por autoridades qataríes y a qataríes le enseñaron al canciller Ebrard los diferentes balones con los que se jugará el Mundial. los pocos minutos ya se encontraba cabeceando el balón oficial de la Copa del Mundo con Jared Borgetti, el ex mundialista mexicano que apadrinó el evento. A unos pasos, Yon de Luisa, presidente de la El Centro México Qatar, ubicado en el Katara Cultural Village, dará servicio consular hasta el próximo 18 de diciembre. Federación Mexicana de Futbol (FMF), y Guillermo Ordorica, embajador de México en Qatar, acompañaban la improvisada cascarita con una sonrisa. Con tambores, bocinas, gritos y chiflidos, más de cien aficionados mexicanos congregados en el acto ni siquiera esperaron la inauguración oficial para empezar la fiesta. Antes de echar a andar el Centro, Ebrard entregó el reconocimiento Ohtli, del Instituto de los Mexicanos en el Exterior, al doctor Francisco Javier Marmolejo Cervantes, presidente de Educación Superior de la Fundación Catar. “Fueron meses los que nos preparamos para el día de hoy, para brindar los servicios de respaldo para la afición mexicana. Empezamos a trabajar hoy. Gracias a todas y a todos y que inicie este Mundial”, lanzó el canciller, para rematar con un llamado: “¡Pórtense bien!” Después, el acto oficial de corte de listón que al mismo tiempo liberó la gritadera. ¡Dale, dale, dale, México! ¡Dale, dale, dale, México! ¡Daleee, México! Coreaban los asis MEXICANOS VIVEN EN QATAR CON TODO A LA SELECCIÓN tentes y después explotó la música. Mi Banda el Mexicano retumbó en el centro cultural desde la bocina de 15 kilos que carga Yair El Traviezo, un mexicano de Los Ángeles que disfruta visitar tierras mundialistas. Fue necesario llevar a los asistentes al anfiteatro. Ahí siguió la fiesta. Muchos mexicanos que vienen al Mundial se congregaron, pero también connacionales que viven aquí. El canciller se unió cantando el Cielito Lindo, echando porras y haciendo la ola bajo el intenso sol qatarí y más de 30 grados centígrados de temperatura. Después, algunos bocadillos, churros y agua de horchata para los asistentes. El llamado del canciller a respetar las reglas del país anfitrión parece pertinente después de los muchos antecedentes negativos de la afición mexicana. Pero hoy, aquí, cuando más que el acto inaugural de una sede diplomática parece el banderazo de salida para la fiesta nacional en Doha, el ambiente es explosivo pero respetuoso. Que así siga.

es-mx