En el limbo, 7 subcontratistas del Tren Maya

Siete empresas trabajarían para Grupo México en diferentes labores, entre ellas salvamento arqueológico

JUAN LUIS RAMOS ción Editorial Mexicana Organiza

2022-09-19T07:00:00.0000000Z

2022-09-19T07:00:00.0000000Z

Organizacion Editorial Mexicana

https://oem.pressreader.com/article/281676848768263

Análisis

CDMX. La decisión del gobierno federal de rescindir el contrato del Tramo 5 Sur del Tren Maya al consorcio de Grupo México y Acciona Infraestructuras dejó en el limbo a unas siete empresas que iban a ser subcontratadas para servicios especializados, entre ellos el de salvamento de sitios arqueológicos como el encontrado recientemente en la zona. Documentos en poder de señalan que el consorcio que había ganado la licitación para el tramo de Playa del Carmen a Tulum inició los trámites para subcontratar a empresas nacionales para labores como diseño, instalación y conservación de sistemas de electrificación ferroviaria, control de calidad de materiales y trabajos de cimentación. Los trabajos especializados también incluían salvamentos arqueológicos y restauración de monumentos históricos y artísticos, labor que resulta de gran importancia luego de que el Instituto Nacional de Arqueología e Historia dio a conocer el hallazgo del sitio arqueológico denominado Paamul 2 en la zona del Tramo 5 Sur, que consiste en un complejo de más de 300 edificios que por su tamaño obligará a modificar el trazo del proyecto ferroviario. Las empresas Terramec Ingeniería de Cimentaciones, Control de Calidad y Geotermia, Analisec, Lamsyco Laboratorios, EG Consorcio, Elecnor y Favma Construcción, contaban ya con cartas de compromiso para trabajar con el consorcio. federal canceló el contrato con Grupo México y Acciona por seguridad nacional, en julio pasado Algunas de estas compañías dijeron a este diario que habían sido contactadas e iniciado el proceso con Grupo México y Acciona para realizar los trabajos especializados, pero que el proceso se vio interrumpido y en este momento no tienen participación en el Tren Maya. En enero de 2021, el Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur) dio a conocer que Grupo México y la española Acciona Infraestructuras habían ganado en conjunto la licitación para construir el Tramo 5 Sur, de poco más de 60 kilómetros de extensión y con una propuesta económica de 17 mil 815.6 millones de pesos. Sin embargo, en julio pasado el presidente Andrés Manuel López Obrador confirmó que su gobierno rescindió el contrato a las empresas para la construcción del tramo, argumentando una cuestión de “seguridad nacional”. “Ahora ya es un asunto de seguridad nacional y como tal se está trabajando”, dijo el mandatario en su conferencia matinal del 25 de julio, y agregó que no se había cuantificado la indemnización a las empresas, pero que ya se había tomado la decisión. Días después, Francisco Zinser, CEO de Grupo México Infraestructura, declaró que la empresa llegó a un acuerdo neutral con el gobierno federal para entregar la obra. “Hubo un acuerdo neutral con el gobierno y ellos declararon el proyecto con el trato de seguridad nacional, dieron 100 a la Sedena y Grupo México está retirado de su parte del proyecto. Una vez más, fue un acuerdo neutral entre partes y es por eso que ellos actualmente tienen el proyecto”, dijo en una conferencia telefónica con analistas por su reporte financiero del segundo trimestre del año. Los anexos al contrato con el consorcio, de los que este diario posee copias, indican que además las empresas ya tenían 18 programas autorizados, entre ellos la calendarización de erogaciones, la adquisición de maquinaria y equipo, así como de materiales y la contratación de personal, entre otros. De igual modo, las empresas habían definido las pólizas de seguro con las que debían contar para proteger, entre otros, Vista de los trabajos de nivelación en el Tramo 5 Sur, en Quintana Roo

es-mx